Síguenos en nuestras redes

Noticias

¿Impuesto a los tacos? NO PUEDE SER, NOOOOO

Ante los recortes a los presupuestos de municipios en el país, se les ha ocurrido una forma para aumentar la recaudación… crear impuestos a los tacos. Para los presidentes municipales es una idea para chuparse los dedos, pero en la 4T es motivo de indigestión.

Publicado hace

el

Maki Ortiz Domínguez, Alcaldesa de Reynosa, Tamaulipas, propuso la creación de un impuesto a lo más querido por los mexicanos ¡los tacos! y de paso a los elotes, tlayudas, seguramente también a los diarréicos dorilocos y bueno, en realidad a todo el comercio que se lleve a cabo en los ayuntamientos de manera informal.

La idea de la edil panista es gravar 5% de los ingresos de todas las personas que dedicadas al exquisito oficio de deleitar nuestro paladar y arruinar la figura; siempre que sus ventas no excedan los 2 millones de pesos en un ejercicio fiscal.

“Queremos que se establezca una ley sobre los establecimientos informales, nadie como nosotros conocemos a los informales, los tenemos en un censo, todos los taqueros, todos los eloteros, esa gente que no paga impuestos, que debería tener una tasa para pago de impuestos que pudiera después transformarse en un fondo que pudiera llegarnos”, señaló la edil Maki Ortíz.

¿Pero cómo saber cuántas ventas tienen si justamente son informales? En fin, este es uno de los intentos de recaudación propuestos por los alcaldes durante la jornada de Parlamento Abierto realizada ayer lunes en la Cámara de Diputados.

El propósito de los ediles es enfrentar la austeridad republicana en plena discusión del Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación 2020, es decir, el paquete Económico del siguiente año, donde se ven venir recortes a los Ramos 28 y 33, relacionados con la participación federal en las entidades federativas.

Y la austeridad que primero parecía taco de lengua terminó siendo de tripas… porque ahora los ediles están buscando fiscalizar lo que sea, incluso están dispuestos a hacer lo que ningún gobierno ha querido o ha podido: meterse con el sector informal y hacerle pagar impuestos.

A pesar de que la consigna de la 4T es no aumentar impuestos ni crear nuevos, los regidores están tan desesperados como cuando el taco tiene que ser de sal porque no hay con qué rellenar la tortilla.

En el caso de Reynosa, la presidenta municipal mencionó que para el 2020 prevén reducir en 25% un subsidio federal en seguridad (aunque su municipio es el más peligroso de acuerdo con el INEGI) además ella señala que los migrantes también implican gastos para los municipios y ante tanto recorte, pues necesitan recaudar.

Y es que en este Parlamento Abierto, Maki se puso muy creativa con los impuestos; pues propuso cobrar por el alumbrado público (“que los ciudadanos nos apoyen con eso”), impuesto al uso de efectivo (impuesto al consumo, cosa poco común en la frontera).

Pero no fue la única con ideas recaudatorias, el presidente municipal de Teotihuacán propuso cobrar un impuesto por acceder a la zona arqueológica

Aquí lo bueno es el taco de ojo que nos vamos a aventar al ver que la 4T, aunque sabe que se necesita recaudar por donde sea, hará todo lo posible por evitar que se creen nuevos gravámenes como lo prometió el señor presidente… y en redes sociales ya está con todo el #ConLosTacosNo; aquí te dejamos los mejores memes

¿Qué te pareció?

Continuar leyendo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Facebook

Anuncio
Anuncio

Populares